“Año Nuevo vida Nueva”

Hemos dejado atrás el 2017 y comienza hoy 1 de enero el 2018. Para todos y cada uno de nuestros queridos lectores: ¡Feliz Año 2018! El título de nuestro post de hoy corresponde a una de las canciones más famosas del maestro Billo Frómeta “Año nuevo vida nueva” que nos servirá como hilo conductor para charlar con ustedes del espíritu de esperanza, alegría y confianza en el futuro con el cual nos hemos propuesto continuar acompañando el hilo la vida de todos aquellos con los cuales compartimos, el hilo de la vida de nuestra sociedad, el hilo de la vida de nosotros mismos. Nuestros primeros pasos de este año que hoy se inicia comienzan con un tarareo que dice así:

Año nuevo, vida nueva
Más alegres los días serán
Año nuevo, vida nueva
Con salud y con prosperidad…

La Billo’s Caracas Boys es una de las más famosas orquestas de música bailable en Venezuela y el mundo. Fue fundada en Caracas por Billo Frómeta, oriundo de República Dominicana, en el año 1940 y la dirigió hasta su muerte en 1988. Muchos de nosotros crecimos viendo a nuestros padres bailar en las reuniones familiares al ritmo jubiloso de sus merengues, boleros y guarachas y en donde se unían a nosotros vecinos y amigos para compartir el vigor de sus letras. ¿Qué significa, entonces, año nuevo vida nueva?

Antes que nada es un llamado a continuar, a no dejarnos vencer por la desesperanza, a poder contra la adversidad. Muchas veces la dura rutina que enfrentamos, las experiencias dolorosas y los inesperados tragos amargos de la vida nos pueden empañar la vista y hacernos visualizar un futuro con mayores dificultades que las presentes, mientras que de lo que se trata es de seguir luchando con esperanza, constancia y firmeza por nuestros sueños y por los sueños de los más abandonados.

Puede interesarte:  Memoria contra el olvido

Celebrar la vida

Celebrar el año nuevo es tener otra oportunidad para celebrar la vida y para hacer de ella algo mejor de lo que ya hicimos con ella el año anterior. Es seguir cultivando, sembrando, labrando para el bien de nosotros y el de toda nuestra sociedad, gracias a las actividades que realizamos en pro del bienestar colectivo. El año nuevo nos invita a seguir entretejiendo esa vida nueva que anhelamos para nosotros y para la sociedad, agradeciendo lo alcanzado en el año que se nos fue y reconociendo -con cercanía y gratitud- que sin él y sin todas las buenas personas que participaron en él, no sería posible alcanzar un futuro mejor para todos como sociedad con salud y prosperidad. 

Se anhela, se ora y se trabaja para gozar de salud y prosperidad en el año nuevo, más salud y prosperidad que las recibidas en el año que hemos dejado atrás. Porque recibir el año nuevo es también mirar hacia adelante, proyectar futuro nuevo ante la nueva posibilidad que tenemos de construir vida y de seguir luchando contra la cultura de la muerte. Para lograr esto debemos dejar atrás las cargas pesadas que nos enferman tanto físicamente como espiritualmente, porque sólo así podremos recibir con los brazos abiertos la prosperidad y abundancia de la nueva cosecha que promete el nuevo año. Si hacemos eso, podremos canturrear con el maestro Billo’s que más alegres los días serán…

Entre pitos y matracas
Entre música y sonrisa
El reloj ya nos avisa
que ha llegado un año más…

Las mujeres y los hombres
un besito nos daremos,
Entre todos cantaremos
Llenos de felicidad…

El año nuevo nos invita a agradecer con alegría que estamos un año más con las personas que amamos, en las labores que nos permiten crecer como seres humanos y que nos brindan la oportunidad de construir un mundo más sensible, tolerante y comprensivo con los que padecen situaciones de injusticia social. Porque con el año nuevo se nos está ofreciendo nuevamente la posibilidad de seguir velando con nuestro trabajo por los excluidos socialmente que requieren de una mano fraterna, una mano solidaria, una mano vecina que los acompañe y que les ayude a salir de la mezquindad social en la cual se encuentran;  mezquindad social que les hipoteca sus vidas y las vidas de sus seres más queridos sino prestamos oídos -como sociedad- a la situación dolorosa de marginación social en la que se encuentran.

Puede interesarte:  Ciencias, antropología y ética de la economía

Espíritu de agradecimiento

Esa labor la podemos hacer cada uno de nosotros con nuestra familia, en nuestros trabajos, con nuestros vecinos, en nuestra comunidad. Esa fortuna de tener nuevamente la ocasión de poder incidir para bien en el mundo de los otros es motivo para estar llenos de felicidad en este nuevo año que inicia. Sentirnos –además- unidos a muchos hombres y mujeres que en todo el mundo luchan por una sociedad más digna y fraternal merece un canto que cantaremos cada día del año que hoy comienza con responsabilidad y tesón.

Nuestra franca y humilde invitación para hoy 1 de enero es que nos nutramos de un espíritu de agradecimiento por la nueva oportunidad que hemos recibido de celebrar la vida al poder gozar del primer amanecer del 2018. Y para que desde dicho agradecimiento y con fortaleza de ánimo sigamos edificando esa vida nueva con salud y prosperidad que nos merecemos todos como sociedad.

Los dejo con el video de la Billo’s Caracas Boys y “Año nuevo vida  nueva”. Muchas gracias por su gentil lectura y, nuevamente, ¡Feliz año 2018!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.