10 ventajas de la educación digital

Hoy, no digamos dentro de unos años, ya somos capaces de aprender estupendamente sin profesor: cursos gratuitos online, tutoriales de YouTube, aplicaciones que guían el aprendizaje poco a poco, tests que sirven para evaluar destrezas e ir evolucionando, contenidos bien sintetizados y programados, foros diversos donde resolver problemas, repositorios con millones de datos…

Una experiencia. Hace poco la hija de unos amigos, que cursa estudios de Primaria y tiene un diagnóstico de déficit de atención, me sorprendió jugando con su Tablet a resolver problemas de matemáticas. Le costaba hacer “como deberes” lo mismo que estaba disfrutando en su Tablet. Y hacía mucho más porque se veía mucho más reforzada digitalmente que de otro modo. Los adultos tuvimos una conversación muy interesante después de aquello.

Me parece que es una línea en desarrollo y de crecimiento evidente con enormes ventajas:

1.    Personaliza enormemente el aprendizaje. Imagina una escuela (digital o no, un espacio de aprendizaje) en la que cada alumno entra para seguir su propio ritmo. Independientemente de lo que hagan los demás él tiene su propia tarea que afrontar.

2.    Una mayor autonomía. Actualmente el sistema, por lo general, convierte al alumno en dependiente de los factores que le rodean. Sea el profesor, con sus cualidades y debilidades, sean sus propios compañeros, sea su entorno social. La secuenciación digital palia en muchos sentidos estos condicionantes y dota al alumno de una mayor autonomía en su aprendizaje, que no es lo mismo que soledad.

3.    Secuenciación de contenidos. Los grandes pedagogos y maestros se dedicarían entonces a pensar cómo los alumnos pueden aprender más y mejor, de qué manera, con qué retos, qué contenidos son los más importantes y cómo presentarlos. Ventajas clarísimas: organización, claridad, ajustado a su nivel y necesidades, pensado a conciencia.

4.    El aprendizaje se podría plantear como interdisciplinar o en bloques. En lugar de pasar y pasar profesores por su clase o tener cada día distintas asignaturas, cabe entonces la posibilidad de realizar tareas por proyectos interdisciplinares y de gran calado.  Imagino la posibilidad de que un montón de profesores trabajen en una misma línea y se me hacen los ojos chiribitas. ¡Qué maravilla!

5.    Evaluación continua, con mucha carga motivacional. Las aplicaciones actuales nos permitirían saber al instante dónde está fallando un alumno y ofrecer al mismo tiempo una respuesta acorde a sus necesidades. La evaluación instantánea de lo aprendido en el mismo momento sabemos que es importantísima, aunque no siempre se puede dar dentro de una clase con treinta alumnos. En un aprendizaje de este tipo cada chaval recibiría ese premio al momento junto con su informe. Es decir, pasaríamos a tener una evaluación en línea más educativa que supervisora.

6.    Atención a las necesidades educativas. De lo anterior se deduce algo que conviene remarcar más. No sólo daría la posibilidad de diagnosticar sino también de reforzar de otro modo y proponer alternativas moduladas según sus necesidades y conveniencias.

7.    Posibilidad continua de ampliación. Internet es lo que tiene. A golpe de clic se dirigen hacia un sitio u otro. Un material verdaderamente conectado a la red que, por ejemplo, subraye aquello que te puede dirigir a una ampliación de contenidos o a una visión más global del asunto. Por ejemplo, a una biografía de alguien, o a un nuevo problema, o a un experimento científico, o a una entrevista, o a una canción, o a un museo, o a una nueva aportación grabada por los propios compañeros, que enriquecen los materiales y productos.

8.    Colaborativo. Dentro del elenco de posibilidades se puede introducir perfectamente lo común y compartido. El aprendizaje digital no creo que deba orientarse simplemente a cada uno de los chavales, sino que también se puede dar en grupo. Por ejemplo, introducir en la programación didáctica actividades que requieran la participación y cooperación con otros. Pienso que esto es posible incluso con alumnos de otras escuelas del mundo, en proyectos más globales.

9.    Alumnos que enseñan y comparten. Igualmente, la red sabemos que se crea a través de la interacción múltiple en la que unos generan contenidos y otros lo reciben, y se producen grandes intercambios y sinergias. Los alumnos podrían convertirse en nuevos maestros para otros compañeros y solucionarlas dudas entre sí, o publicando sus aportaciones y aprendizajes, así como el modo como han resuelto los retos. Por ejemplo, publicando vídeos de carácter interno, explicándose unos a otros las cosas digitalmente, crear su propia revista, compartir diariamente sus progresos, etc…

10. Profesor dedicado a sus alumnos. El profesor quedaría liberado dentro del aula para atender a sus alumnos, sea personalmente o sea en grupo. Su papel sería de organizador y acompañante. Las posibilidades que se abren son múltiples y diversas, y muy interesantes. No lo veo como una merma en ningún sentido, sino como una necesaria y positiva reorganización de los integrantes del acto educativo.

En la mayor parte de casos lo único que falta para dar este paso son medios y tiempo. Los educadores no podrán hacer nada nuevo si no disponen de tiempo para investigar e innovar. Si todo se deja a merced de su tiempo libre, inquietudes y disponibilidad, habremos perdido una gran parte de docentes que tendrían mucho que aportar. Consideraría razonable que no quisieran compartir con otros sus avances, sin ningún tipo de valoración. Caerá, por otro lado, del lado de profes frikis una responsabilidad que debería ser social y de la propia administración y dirección de los centros educativos.

Nada de lo que he dicho suprime la importancia del profesor, salvo que deja de ser la fuente principal del aprendizaje. Sigue siendo esencial, al menos así lo veo yo. Tampoco significa que toda la educación deba dirigirse de este modo, porque habría dimensiones claramente incompletas del alumno, y perdería su papel integral. Lo que he intentado exponer en este artículo es el horizonte que se abre ante nosotros y que en poco tiempo estará absolutamente consolidado en las aulas.

 

Seguimos en diálogo. @josefer_juan

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here